Hace unos días desde que, la de Paracuellos y su esposo retomaron la vida diaria en Madrid después de unas merecidas vacaciones en la preciosa Isla de Tenerife, dónde hemos podido verlos disfrutar de su mutua compañía y de su amor.

Este primer año de matrimonio ha sido especialmente difícil para Belén y Miguel, ya que se vieron obligados a permanecer separados durante semanas durante el apogeo del coronavirus debido a que Miguel trabaja en el sector sanitario y ella es de especial riesgo por su insulinodependencia.

Vacaciones de ensueño para Esteban y Miguel Marcos

Ver esta publicación en Instagram

Con mi amor ❤❤❤❤

Una publicación compartida de Belén Esteban (@belenestebanmenendez) el

Por ello, al llegar el mes de agosto tomaron sus maletas y se embarcaron hacia un viaje lleno de recuerdos que los hiciera olvidarse de todo y poder pasar el tiempo en pareja que habían perdido, por lo que escogieron Tenerife, lugar dónde hace un año pasaron su viaje de novios.

Desde luego no había un emplazamiento cargado de mayor simbolismo para estos enamorados, ya que allí rememorarían cada una de sus vivencias de los días que pasaron después de casarse, y además ahí podrían celebrar como se merecer su primer año de casados.

Hemos podido ser testigos de su alegría y felicidad durante estos días a través de las numerosas imágenes que ha subido Esteban a sus redes sociales y las que los medios públicos publicaban en sus revistas.

Tras estos maravillosos días dónde Belén ha cargado las pilas para volver frente a los focos, ahora le toca volver junto a algunos de sus colegas de profesión a las instalaciones de la cadena, pero echará en falta a algunos que siguen por precaución confinados tras dar Marta López positivo al virus.

Belén Esteban y Miguel Marcos
Fuente: Instagram

De lo que no hay duda es que, la madre de Andrea Janeiro ha conseguido su meta: una familia completa con la que poder ser tremendamente feliz a cada momento, y estas semanas alejada del estrés le habrán ayudado a relajarse.