Después de unas complicadas semanas para el padre de Diego Matamoros, Marta López Álamo y él se han marchado a unas merecidas vacaciones, y aunque al principio decidieron no decir cuál iba a ser el lugar escogido, a través de sus redes sociales han revelado la ubicación en que se encuentran.

Ambos han colgado en sus perfiles imágenes de las espectaculares vistas e instalaciones de las que están disfrutando en Tulum, y no es de extrañar que estén encantados con el lugar, pues se trata de un paraje de ensueño digno de un cuento de hadas.

Las vacaciones de ensueño de Kiko y Marta

Si algo ha destacado en las instantáneas que protagonizaba el tertuliano es, que aunque se le ve más recuperado tras estar semanas hospitalizado por una grave infección que afectaba a varios órganos, Kiko ha perdido mucho peso, casi 15 kilos de menos que se notan a través de su figura ahora más esbelta.

La influencer y el hermano de Coto Matamoros han elegido el Papaya Playa Project para alojarse, desde dónde han estado atendidos a todas horas y colmados de todos los lujos posibles, tanto se han relajado que Marta ha ofrecido una entrevista para aclarar los malentendidos respecto a la hija menor de su pareja.

Semanas atrás, había una especie de afrenta abierta entre Kiko y Anita Matamoros que involucraba a López, pero ésta ha aclarado que ella no tiene problemas con nadie, que fue la joven quién de un día para otro, comenzó con un comportamiento extraño hacia ella.

Marta considera que ambas al principio congeniaron bien, pero que después Anita comenzó a «pelear» y causar problemas, por lo que su padre tuvo que intervenir porque se estaba comportando como una malcriada.

Anita Matamoros
Fuente: Lecturas

Sin embargo, la modelo no le da más importancia al tema, y considera que es una rabieta de la hija de Makoke, que más pronto que tarde se le terminará pasando, y que ahora lo importante es la pronta recuperación total de Matamoros, del que ella se encarga personalmente de cuidar.